¡Felices 154, Colegio Nacional de Buenos Aires!

El 14 de marzo de 1863 fue fundado el Colegio Nacional de Buenos Aires, por un decreto firmado por el general Bartolomé Mitre.

El rector de la Universidad de Buenos Aires, Alberto Barbieri saludó a la recientemente asumida Rectora, autoridades, alumnas y alumnos, al personal no-docente, profesoras y profesores y a quienes han pasado por sus claustros, “logrando forjar con excelencia, dedicación y esfuerzo el prestigio de esta casa de estudios a través de su extensa historia”.

El Colegio fue incorporado en 1911 a la Universidad de Buenos Aires. Antes, durante y desde entonces, se ha destacado como ejemplo de educación y prestigio.

Barbieri destacó la función del colegio y su historia: “Por el C. N. de B. A.  han transitado mujeres y hombres relevantes de la política, la cultura, la ciencia nacional y de las más diversas disciplinas y enfoques, confirmando la libertad surgida del debate de ideas y de la pluralidad de voces, así como del alto nivel educativo de este colegio pre-universitario desde su creación hasta nuestros días”.

Actualmente, en el Colegio se inaugura una nueva gestión, con Valeria Bergman como rectora. Es la segunda mujer en la conducción del C. N. de B. A.  y tendrá la responsabilidad de conducir una institución con más de 2000 alumnos y aproximadamente 600 docentes. Cada año, además, alrededor de 1000 estudiantes se anotan en el curso de ingreso que se cursa todos los sábados durante dos cuatrimestres. Los aspirantes deben rendir 10 exámenes a lo largo del año, tras lo cual se ingresa por orden de mérito.

Con cientos de actividades curriculares y extracurriculares, el colegio demanda de 150 trabajadores no-docentes para su funcionamiento. A pesar de los números y el prestigio del Nacional, la rectora Bergman lo toma como un desafío. Conoce el colegio, ya que es profesora de psicología desde hace varios años: “Es nuestro deseo desde el primer día articular los medios necesarios para que toda la comunidad del colegio pueda trabajar con seriedad y responsabilidad”.

Para Bergman es fundamental trabajar codo a codo con todos quienes integran el C. N. de B. A. , “teniendo como objetivo común mejorar cada día los procesos de aprendizaje de los estudiantes en un clima de respeto, interactuando positivamente entre todos los miembros de la comunidad”.

Articulo publicado en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *